5 claves para ser un líder joven

No importa la edad que tengas, siempre es un buen momento para comenzar a desarrollar las habilidades que te llevarán a ser un gran líder. 

Deja de pensar si líder se nace o se hace, ya que con el paso del tiempo se ha descubierto que hay tantos tipos de líderes como necesidades empresariales y que incluso con las transformaciones sociales el mismo concepto de liderazgo ha ido variando.

Si bien existen personas que tienen más preponderancia hacia la toma de decisiones, los riesgos y la organización de grupos, todo aquel que se comprometa puede lograr ser un gran líder y ¡qué mejor que comenzar a practicar desde jóvenes!

Estas son 5 acciones para cimentar tus pasos en el mundo del liderazgo:

Prepárate: Aunque hay algunas personas que naturalmente tienden a poseer cualidades de liderazgo innatas, no existe ninguna persona que no se haya formado para mejorar sus aptitudes. Esfuérzate para lograr los conocimientos necesarios en el área que más te apasiona. Realiza cursos, participa de conferencias, no esperes que “la magia” llegue sola, ¡ve y búscala!

Descubre tu líder interior: Aunque parezca el título de una microficción, es importante entender que existen diversas formas de liderazgo y por ello, tu misión es descubrir el “tipo de líder” que deseas ser, siempre pensando en las necesidades empresariales y sociales. Anímate a preguntarte y a preguntarle a tus amigos el tipo de líder que la sociedad necesita y ve por ello.

Toma responsabilidades: Quizás no es el consejo más agradable, pero es importante que practiques lo que significa ser un líder con pequeñas acciones. Organiza las reuniones con tus amigos, invita a tu familia a realizar una excursión, es decir, involúcrate en aquellas actividades que te exijan manejar horarios, información de lugares, materiales o elementos que se necesitaran para que todo salga a la perfección.

Conviértete en activista: Muchos de los grandes líderes que hoy conoces comenzaron sus primeros pasos comprometiéndose con una causa. ¿Pobreza? ¿Educación? ¿Contaminación ambiental? ¿Derechos humanos? Seguramente alguna de estas preguntas te interpela, pues intenta comprometerse con ello. Hay cientos de organizaciones alrededor del mundo en las que puedes participar.

Búscate un mentor: Si bien lo importante es que vaya descubriendo al “líder que vive en ti”, también es necesario que tengas una o varias personas a las cuales puedas pedirles consejos. ¿Hay alguien a quien admires? Observa a esas personas ya que es una gran oportunidad para aprender de alguien con un camino recorrido.

Artículos relacionados